¿Que son Ortóticos para Pies?


Nunca debe descuidarse el estado de los pies. Si no le ofrecemos control y guías apropiadas, pueden desarrollarse problemas graves que afecten otros aspectos vitales del organismo. Muchos de estos síntomas y problemas son causados por falta de control (vestir zapatos abiertos inadecuados, sin soporte de arco, o usar zapatos no apropiados para el nivel de actividad de la persona, no calentamiento apropiado al ejercitar, etc.) El objetivo de la terapia con Ortóticos es establecer o restaurar control, disminuido por daños o edad y recrear funcionalidad normal al pie, para eliminar problemas existentes o evitar problemas nuevos.

Un Ortóticos para el pie (Plantillas ortopédicas u órtesis plantares) es una plantilla especial para el zapato prescrito por un doctor para tratar ciertos tipos de dolor en el pie, tobillo, espalda y cuello, juanetes, osteoartritis, arcos caídos, algunas consecuencias de diabetes, cojeo, dolor de talón y otros desordenes más técnicos. Muchos de los problemas en los pies causados por enfermedad, lesiones o consecuencia del proceso normal de envejecimiento, pueden mejorarse con los Ortóticos apropiados.

Puede sorprender a muchos pero muchos problemas como incomodidad en rodillas, cadera o espalda, vienen desde los pies. Estos problemas pueden tener origen en desordenes relacionados a la distribución de peso, postura y otras señales detectables mediante nuestro ESTUDIO METATARSAL.

Niños que han desarrollado problemas al caminar con puntas del pie hacia dentro o hacia afuera, adolescentes con lesiones deportivas, adultos resintiendo viejas lesiones, o personas de edad avanzada que tienen malestar en los pies por las mañanas cuando se levantan por primera vez, son ejemplos típicos de condiciones que responden bien a la terapia con Ortóticos para pies.

Los Ortóticos pueden ser recetados o prefabricados, y son subdivididos en dos tipos funcionales. Un Ortótico recetado es diseñado y personalizado para un paciente en particular mientras que el Ortótico prefabricado es genérico. El tipo de Ortótico seleccionado por el doctor depende del problema particular del paciente, edad, nivel de actividad, peso y otros factores que afectan el funcionamiento de los pies.

Un Ortótico prefabricado es formado de un molde pre-construido estándar para quedar a los zapatos del paciente. Se producen masivamente ya que, por ejemplo, algunas veces el paciente solo necesita soporte en el área del arco del pie, problema fácilmente resuelto con este tipo de mecanismo. Ortóticos prefabricados de mejor calidad están especialmente diseñados para proveer comodidad y buen soporte del arco. Los Ortóticos prefabricados pueden quedar con adicional control externo del talón “post” para mejorar el funcionamiento del pie.

Ambos tipos de Ortóticos, recetados o prefabricados ofrecen varios grados de soporte biomecánico, control y corrección. Los mecanismos recetados son diseñados a un modelo exacto del pie del paciente y son para tratar el problema particular de esa persona, es un tratamiento mas agresivo y efectivo. Personas sin significante patología del pie, pero que experimentan menor malestar, especialmente relacionado al proceso normal de envejecimiento, pueden beneficiarse de simple soporte de arco.

Los Ortóticos pueden ser para actividades especificas así como para un tipo especifico de zapato, por ejemplo, la dinámica de fuerzas encontradas por personas que juegan tenis, futbol o patinaje todas son diferentes y así cada persona puede requerir diferentes características de diseño y control en sus Ortóticos, lo mismo es verdadero para quienes son mas activos que otros. Las mujeres que calzan diseños mas estilizados de zapatillas tienen diferentes requerimientos para sus Ortóticos que aquellas que usan zapatos con mayor espacio. Hay Ortóticos especiales disponibles para proveer soporte y corrección quedando a los zapatos de mujer de tacones de hasta 2”, todas estas consideraciones son tomadas cuenta por el medico a la hora de recetar las plantillas.